2008-2017: 10 años del informe de femicidios por La Casa del Encuentro

image

Como parte del compromiso que Fundación Avon tiene para erradicar todo tipo de violencia hacia la mujer, apoyamos, por medio del trabajo articulado con la Casa del Encuentro, el 10º aniversario del informe oficial de femicidios que viene elaborando año tras año.

La violencia de género es un problema social, visibilizarlo es la primera forma de generar conciencia. Con esa premisa La casa del encuentro decidió elaborar un informe oficial de femicidios que ya tiene 10 años de trabajo.

“La estadística debe ser real, porque las mujeres ya no están, y eso es una realidad”, asegura Ada Beatriz Rico, Presidenta de la Asociación Civil La Casa del Encuentro y Directora del Observatorio de Femicidios en Argentina.

Sobre el informe de femicidios

El informe se crea por primera vez en el 2008 y, con la intención de extender la iniciativa, un año después lleva a cabo el “Observatorio de Femicidios Adriana Marisel Zambrano”, tomando su nombre de una víctima asesinada en el 2008 por su pareja.

Con este reporte no solo se pretende llevar una noción del volumen de los crímenes ocurridos, sino que también,  a través del seguimiento de 120 medios, se genera un monitoreo de los casos, conociendo el estado jurídico que tomen con el tiempo.

Las mujeres son asesinadas por el solo hecho de ser mujeres desde siempre. A partir del informe es que se quiere demostrar de qué hablamos cuando hablamos de femicidios.

Acerca de La Casa del Encuentro

Dentro de sus áreas de trabajo, La casa se encarga de colaborar con la capacitación de funcionarios de la justicia, que los jueces incorporen la perspectiva de género para evitar condenar desde una mirada sesgada de una sociedad machista.

Según el último informe de femicidios en nuestro país se produjeron 2679 femicidios y femicidios vinculados de mujeres y niñas, 3.378 hijxs quedaron sin madre y más del 64% son menores de 18 años.

Las cifras nos ayudan a tomar dimensión de los crímenes. Compartí y difundí. Para que no haya #NiUnaMenos. Nunca más.